Páginas

lunes, 11 de marzo de 2013

Encuentran en Jaén fósiles de tres tipos de reptiles marinos.

Un equipo dirigido por el profesor de la Universidad de Jaén, Matías Reolid ha encontrado en la provincia andaluza fósiles de reptiles marinos con más de 230 millones de años de edad, lo que los convierte en los fósiles de vertebrados más antiguos hallados hasta el momento en Andalucía.

El área de Villarodrigo y Las Atalayas ha sido el lugar donde se han encontrado más restos, en su mayoría vértebras y costillas, y en menor medida fragmentos de pelvis, húmeros y elementos craneales que pertenecen a tres tipos de reptiles marinos diferentes: Simosaurus, Placodus y Nothosaurus.

Estos animales no eran dinosaurios, si no miembros de un linaje que se adaptó tempranamente al medio acuático. Los nothosaurios podían alcanzar los tres metros de longitud, solían vivir en zonas costeras, poseían unos largos dientes y se alimentaban de peces.

La investigación ha revelado rastros de una inundación catastrófica en el Triásico que tuvo lugar en la franja que va de Puente de Génave (Jaén) a Bienservida (Albacete), la zona en la que se han centrado los trabajos, cuyos resultados se han publicado hace poco en la revista internacional Facies. La inundación pudo estar ocasionada por un tsunami o un huracán.

El contenido fósil y los rasgos geoquímicos de la zona corroboran la existencia dicha inundación, que se produjo en un área emergida próxima al mar, donde fueron arrastrados y depositados selectivamente los huesos de estos reptiles marinos.

Recreación del Nothosaurio dibujado por Jesús Reolid.
El Mundo